Fabes con almejas. Receta asturiana

Fabes01

Un plato de cuchara, muy típico de la Cocina asturiana, que con dos ingredientes básicos se consigue un resultado realmente espectacular. La elección del producto es muy importante. Necesitamos unas buenas  “fabes” con su I.G.P. correspondiente y las almejas, preferiblemente la variedad “fina” de Galicia.

Comparto mi receta, que puede admitir críticas de los puristas, pero es la que hacemos en casa y ha obtenido la aprobación de más de un asturiano/a.

Ingredientes Fabes:
500 gr. de fabes, variedad Granja Asturiana
1 cebolla
1 puerro (parte blanca)
3 zanahorias
Laurel
3 dientes Ajo
Sal

Ingredientes resto receta:

700 gr. de almejas
1 cebolla mediana
3 dientes de ajo
Pimentón dulce
Harina blanca de trigo
Perejil fresco
Vino blanco
Guindilla o cayena (secas)
Aceite de oliva
Sal

Para 6 personas
Dificultad: Media
Tiempo: 2h 45 minutos

 

Preparación de las fabes

Cuando compréis las “fabes”, aseguraos de que son de buena calidad y que llevan el sello de su Identidad Geográfica Protegida. Las podéis encontrar envasadas al vacío o en saquetes, en diversos formatos y cantidades. Recordad que solo la contraetiqueta certificada garantiza que es Faba asturiana.

Ponemos las fabes en remojo unas 24 horas antes, en una olla o bol grande, en abundante agua fría. Al día siguiente, las escurrimos y desechamos esa agua. Elegimos una olla grande y alta, echamos en ella las fabes y añadimos agua hasta que comprobamos que quedan cubiertas por completo.

Ponemos a calentar la olla a fuego alto, y en cuanto vemos que comienza a hervir, bajamos la temperatura a fuego lento. Añadimos ahora las cebollas peladas, el puerro, las zanahorias peladas, los dientes de ajo pelados, un par de hojas de laurel y un chorro de aceite de oliva. Echamos un puñado de sal por el momento, ya que más adelante iremos rectificando según nuestro gusto.

Coceremos a fuego lento las fabes unas 2 horas. De vez en cuando comprobamos la olla y vamos retirando la espuma que se forma en la superficie. Si fuese necesario añadiremos agua (que esté templada, para no romper la cocción) y movemos en “vaivén” agarrando la olla por las asas.

En función de lo tiernas que sean nuestras fabes, éstas pueden estar en su punto óptimo en más o menos tiempo. Pasadas dos horas, probamos una faba y debemos apreciar que su carne está blanda en su totalidad, que no apreciamos ninguna parte dura. Este es el momento en que estarán en el punto idóneo de preparación. Probamos también el caldo y rectificamos de sal al gusto del cocinero/a.

Las almejas

Para garantizar un sabor excelente una vez incorporemos las almejas a las fabes, no hemos escatimado y la elección para este plato han sido unas almejas “finas” de Galicia. Son las de mayor calidad y sabor, aunque también más escasas y caras. He tenido que encargarlas en la pescadería el día anterior y las he pagado a 32€ el Kilo. Parece un exceso pero merece la pena.

Fabes04

Hay opciones más económicas, como la almeja babosa y la japónica, que podéis encontrar más fácilmente. Por supuesto os recomiendo que su origen sea las Rías gallegas, es un valor seguro en cuanto a calidad del marisco.

Cuando las fabes comiencen a cocinarse, ponemos las almejas a remojo en agua con sal, para que suelten arenas o impurezas que traigan consigo. En total unas 2 horas.

Cocidas las fabes, apagamos el fuego y comenzamos a preparar el sofrito con las almejas. En una olla grande y plana, vertemos una lámina de aceite de oliva y sofreímos a fuego medio: el ajo bien picado y seguidamente incorporamos la cebolla picada en brunoise (dados muy pequeños).

Salamos ligeramente y pochamos unos 5 min. controlando que no se nos quemen, añadimos las almejas, medio vaso de vino blanco y tapamos la olla. Cuando se hayan abierto las almejas, echamos ahora al sofrito una cucharada de postre de pimentón dulce y una  guindilla o cayena seca, para darle el toque picante y de color. Removemos.

Ahora es el turno de incorporar a la salsa dos cucharadas rasas de harina y perejil picado (al gusto). Cocinamos todo junto, removiendo, para que se vaya integrando todos los sabores.

El toque  final:   en la cazuela con las almejas, vertemos varios cucharones del caldo de las fabes, mezclamos con cuidado y seguidamente comenzamos a añadir las fabes (escurridas). Echaremos más caldo si es necesario hasta conseguir el resaltado deseado. Queremos que nos quede caldo suficiente para poder “sopetear” bien con el pan. Dejamos que se cocine todo a fuego lento 5 minutos y servimos bien caliente en la mesa.

Fabes02

Fabes03

 

Para acompañar estas Fabes con almejas hemos bebido la Sidra asturiana “La Rionda”, de un buen amigo, Amador Torres, cuya familia elabora sidra natural desde hace varias décadas en sus fincas de Villaviciosa (Asturias).

Fabes05

 

Para que os guiéis en el proceso completo, os dejo un Paso a paso de la elaboración de la receta:

 

 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
 

16 comentarios

  1. Bestiales Rubén.

    Las fabes así me encantan. Todavía tomé el fin de semana pasado una tapa, que estaba buenísima, pero un poco picante de más, que para mi le quita protagonismo al sabor del plato.

    Yo creo que este finde también me decantaré por la cocina asturiana y voy a preparar fabada… Ya tengo los aparejos para los gintonics de después 😉

    Biquiños!!

     
    • Ni mata ni engorda

      Gracias Laura, la verdad es que un plato muy rico y apetecible siempre en esta época. Y lo del picante, va por gustos. Puede no echarse nada y listo!

       
  2. Vivi Taboada

    Como van apeteciendo estos platos de cuchara ! impresionante! bicos

     
    • Ni mata ni engorda

      Gracias Vivi, es ver algo de lluvia y ya también me apetecen este tipo de platos calentitos

       
  3. Que pintaza y que buenas son, verdad?
    Lo cierto es que tienen un sabor inigualable y te han quedado de película.
    Además con almejas, son mucho mas llevaderas que en fabada, por lo menos para mi si lo son.
    un beso

     
  4. Camicachu

    Ya tengo las FABES a remojo…. Que ganas!!! Mmmmmm

     
  5. rafael

    acojon…… que ricasssssssss

     
  6. Pues yo como buena asturiana te doy el pase. Te digo que por mucho purista que te encuentres en cada casa se hacen diferentes.
    Yo la receta la tengo en el blog y por ejemplo la verdura la trituro o la rallo y le da un toque genial. Eso si yo nunca he visto el laurel en esta receta pero seguro que alguien se lo pone, por mi familia no…. pero ya te digo en cada casa le ponen su toque….

     
    • Ni mata ni engorda

      Gracias Mar. Esto también pasa por Galicia con las recetas más tradicionales, en cada casa le ponen su toque. Enhorabuena por tu blog. Saludos

       
  7. Soy un cocinillas de ocasion , segui todos los pasos y me quedo realmente espectacular!!!! muchas gracias por la receta.

    Un saludo desde Alcala de Henares.

     
  8. carlos

    Usa cualesquiera tipos de almeja te saldrá de p.m. Garantizado. Llevo 17 años de cocinero e el Btandon’s de Alicante…!

     
  9. Lauri

    Que riques les febes con almejes!!!!

     
  10. Ricardo Rodrígues

    Buenos días! Gracias por la receta! Aquí cocinando en un húmedo y fresco día de otoño gallego!
    Una pregunta: por favor, sabéis por qué se forma la espuma durante la cocción de las habas?
    Gracias!

     
    • Ni mata ni engorda

      Hola Ricardo. En la cocción de legumbres, suele generarse espuma en la superficie del caldo, que es debido al almidón que desprenden las legumbres. Lo recomendable es irla retirando, para que no afecte al sabor del plato.

       

Hacer un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*