Arroz bomba con rape y vieiras

Este arroz con productos del mar está muy presente en las mesas de los hogares gallegos, sobretodo cuando hay algo que celebrar en casa, y personalmente es uno de los que más disfruto. Es un plato exquisito y a la vez sencillo de elaborar.

El rape es un pescado blanco, muy sabroso, que podemos encontrar fácilmente en cualquier mercado o pescadería durante todo el año.

Para saber si está fresco nos fijaremos en que presente un aspecto firme y consistente, que los ojos se aprecien brillantes y que no estén hundidos.

Prácticamente no tiene espinas por lo que es muy adecuado para los más pequeños de la casa. La vieira gallega está en veda por lo que nos hemos decidido por unas congeladas.

Ingredientes:
Un rape mediano de 1,5kg
400gr de arroz bomba
Vieiras: 2 por persona
Una cebolla mediana
Vino blanco
Aceite de oliva virgen extra
4 hebras de azafrán
Laurel
Sal

Para 6 personas
Dificultad: Fácil
Tiempo: 45 min.

Preparación de la receta

Cuando compremos el rape, le pedimos al pescadero/a que nos lo limpie, quitándole la piel y dejando solo el cuerpo central. Le diremos que nos reserve la cabeza, que luego utilizaremos para el fumet de pescado. Las vieiras las pondremos a descongelar unas horas antes (o en caso de falta de tiempo usando la función del microondas).

En una cazuela mediana ponemos a hervir agua y en cuanto comiencen los primeros borbotones, añadimos la cabeza de rape, unas hojas de laurel, y dejamos que se haga el fumet durante unos 20-25 minutos a fuego bajo. Separamos la carne de rape de su espina dorsal -sale fácilmente- y la cortamos en tacos.

En una cazuela plana y ancha añadimos aceite de oliva, picamos la cebolla muy fina y la sofreímos a fuego medio unos 10 minutos, procurando que no se nos queme. Cuando vemos que está casi pochada, incorporamos los pedazos de rape y las vieiras, removemos y dejamos que se cocinen unos 5 minutos.

Vertemos un chorro de vino blanco, y seguimos sofriendo otros 5 minutos, removiendo con cuidado de vez en cuando para que se impregnen del sabor del sofrito.

 

En este punto echamos el arroz bomba en la cazuela, removemos todo con delicadeza y dejamos unos 3 minutos (seguimos con el fuego medio) para que el arroz absorba todo el sabor y aroma del resto de ingredientes.

Tenemos ahora que verter el fumet de pescado, calculando unas dos partes y media por cada una de arroz. Usamos un colador para que no vayan trocitos de piel o esqueleto a la cazuela.

Cogemos medio vaso de fumet, echamos en él las hebras de azafrán y removemos con una cuchara para que adquiera color. Lo añadimos a la cazuela, salamos al gusto y dejamos unos 15 minutos a fuego medio. Con la sal es mejor no pasarse ya que siempre hay tiempo de añadir más adelante. Probamos pasados 10 minutos de cocción y rectificamos según nuestro gusto.

 

Como cada cocina “apura” de una manera diferente, vigilaremos la cocción para comprobar que la cazuela no se quede sin líquido, y echaremos un poco más de fumet si es necesario.

Pasados los 15 minutos, apartamos del fuego, dejamos reposar unos 10 minutos y ya estaría listo para servir en la mesa. Para el emplatado hemos usado un molde cilíndrico y decoramos con unas hojas de menta fresca.

 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
 

Un comentario

  1. Me encanta el rape, qué consistencia tan agradable tiene y qué caldo tan rico hace… Con arroz queda de maravilla, y esta receta que hoy nos cuentas, leída a esta hora, hace salivar… 😉

     

Hacer un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*